domingo, 23 de noviembre de 2008

El pulmón de Alzira


Respiro. Abro los ojos. Estamos en el paraje natural de la Murta. Apenas a unos kilómetros de la ciudad, nos encontramos con una sierra protegida por los picos y crestas del Cavall Bernat, la Creu del Cardenal y la Ratlla y el observatorio forestal de l'Ouet donde las comarcas de la Ribera Alta y Baixa quedan a nuestros pies.
La Murta y la Casella son dos de los parajes naturales más emblemáticos de la naturaleza valenciana. Y es que el paraje de la Murta tiene un microclima que favorece la aparición de especies vegetales tales como los fresnos de flor, carrascas, espino albar, madroños y bosquetes de laureles. Además de esconder entre sus valles la joya arquitectónica de la ciudad, el monasterio de los Jerónimos de Santa María de la Murta (XIV-XV), ahora en reconstrucción.




¿De qué nos sirve respirar si a todos nos falta el aire? Una iniciativa de una multinacional farmacéutica reforestó este fin de semana una hectárea de especies autóctonas como la carrasca, el lentisco y el pino. Respiro. Abro los ojos. Y allí estaba yo viendo cómo los más pequeños se disponían a plantar las semillas que los voluntarios les daban. Tal y como lo hice yo hace diez años.

Respiré tranquila cuando volví a visitar la Murta. A pesar de los años que habían pasado desde aquel día que planté el árbol, todo seguía igual. Incluso el paraje contaba con mayor vigilancia para evitar algún incidente. Me sentía orgullosa de ver cómo empresas multinacionales como Boehringer Ingelheim y Toyota se conciencian de la importancia de cuidar nuestro entorno. Y lo que es más importante, ver a los alcireños participar en iniciativas que implican mejorar el aspecto del que se ha convertido en el pulmón de Alzira.

4 comentarios:

Ainhoa Delgado Fernández dijo...

Como siempre tus entradas me encantan.
No sabía de la existencia de este paraje, a ver si cuando vuelva por Alzira me llevas a verlo.
Tal y como afirmas es muy bueno que hayas empresas grandes que se preocupen por estas cosas. Gracias a Diós sigue habiendo gente honrada en este mundo a pesar de tener mucho poder.

Un beso Ali

Lydia Yuste dijo...

Les fotos són precioses. El que m'intriga és quan dius que anem a menjar-nos la mona a la Murta...

M'ha encantat. Ja saps que jo sóc pro-natura i que vull que les serres verges continuen sense ser follades. Parlant en plata.

I si algú intenta fer-li algo a estos paratges, em crides que jo em lligue a l'abre que vas plantar.

T'estim reina mora :)

Desayuno con titulares dijo...

Jajajajaja, poco más tengo que añadir a lo que ya ha dicho Lydia... ella tan fina como siempre ;)

La verdad es que me alegra saber que todavía hay alguna iniciativa digna de nombrar. Ojalá, para cuando hayan pasado otros 10 años, no se tengan que llevar a cabo estas reforestaciones. Eso será sinónimo de que todo está como debe ser.

Enhorabuena, Ali. Un blog soberbio, como siempre :D

Un beso.

Havoc dijo...

La verdad es que la provincia de Valencia tiene zonas naturales muy bonitas. A mí siempre me ha sorprendido el brutal cambio de paisaje en el trayecto Alicante-Valencia. Es increíble. También me encantan las fotos de tus entradas, en serio. Un saludillo!